Crimen organizado

El polvo se deposita sobre la piel
cada segundo
cada minuto
cada centímetro.

La vida transcurre ordenada
metódica
invitando poco a poco al tedio
las madrugadas insomnes
la ducha
el café
el viaje tedioso a ninguna parte.

El tiempo se deposita sobre los huesos
cada segundo
cada hora
cada vez que repito la historia.

La vida transcurre en espiral
reincidente
retornando casi al mismo sitio
los días rodeado de gente
innecesaria,
de palabras
la comida
el viaje iterado, la vuelta a casa.

La oscuridad se deposita sobre los ojos
cada segundo
cada noche
cada vez que no me miras.

La vida transcurre como una salmodia
monótona
perfectamente organizada
hasta un punto previsible
cierto
a veces inesperado.

Mis libros en Amazon