Una duda insana

Hasta el final la duda reina
instalada en cada uno de nuestros miedos
en todos ellos
apretando el cuello indefenso de nuestra inseguridad
cerrando las arterias inermes, asfixiándonos
arañando el vidrio íntimo de la conciencia.
Hasta el final
la vida se mueve furtivamente en un bosque de dudas
repetidas tozudamente, una vez, otra vez
cada una dueña de nosotros.
Hasta el final todo es gris, borroso
y luego la luz
la tierra fértil de la certeza
el sol cálido sobre la piel
todas y cada una de las canciones que esperábamos
tus manos suaves y firmes sobre mi espalda
el bálsamo de tu voz en mi cabeza
la certeza de ti.

Mis libros en Amazon