Un cuchillo nocturno

En la noche un cuchillo surca el tiempo
su filo separa el aire
¡tan silencioso!

En la noche de los poderosos
a tientas
una mano blande la hoja que ha de surcar el aire
el tiempo.

En la noche de los protegidos
un cuchillo separa en dos la vida,
un cuchillo imperceptible
una hoja afilada que busca la carne dormida
metal frío que hiere
tajo preciso que secciona al poderoso.

En la noche obligada, un cuchillo popular atraviesa las horas
un destino que no le barrunta, no le teme, no le conoce
y un escalofrío recorre la piel que toca el acero
el roce mortal del filo quirúrgico
el tajo violento seco, silencioso.

En la noche de las noches
en la oscuridad pretendida
en un segundo angustioso
cárabo vengador
sigiloso
la libertad es un cuchillo.
40.744857-3.794316