Simplemente esperando

Bajé del monte tan rápido que el viento no me alcanzaba.
No te vi.
Ahora ¿para qué quiero el cielo sobre mi cabeza
la luz tenue
la sombra que permite la siesta?
Me he quedado en el sitio erguido
esperando que algo cambie
esperando que todo permanezca
o simplemente esperando.