Tenemos voz, queremos voto

Con 16 años terminamos la educación obligatoria y tenemos edad para trabajar, montar una empresa, irnos de casa para vivir sol@s… y las leyes nos dejan hasta casarnos. Con 16 años, podemos tener hij@s si queremos, y sacarnos nuestro primer permiso para conducir por carretera, y hasta usar algunos tipos de armas. La ley nos considera personas adultas para pagar impuestos o para castigarnos con penas de cárcel. Vemos lo que pasa a nuestro alrededor y nos afectan decisiones sobre las que tenemos opinión. Nos tratan en muchas cosas como si ya fuésemos mayores, pero no nos tienen en cuenta. Y no queremos ser ciudadan@s de segunda. No queremos que la política pase de nosotr@s. Queremos que se nos escuche. Jóvenes de Izquierda Unida defendemos que se igualen los derechos políticos al mismo nivel que otros derechos y deberes. Y por eso, apoyamos el derecho a voto a partir de los 16 años. Tenemos voz. Queremos voto.

En Facebook