Insistencia

Me han vuelto ha llamar de SEUR. Están desolados porque no pueden entregarme el teléfono.

¿Pero no vive usted en Morón? No señorita, no, vivo en Madrid, ya ve, el destino es esquivo, si hubiera vivido en Morón a estas alturas seguro que su incompetente empresa me hubiera entregado el teléfono.

Bueno, pues nos pondremos en contacto con el remitente para ver que hacemos.

Pues bueno