Rabia

Rabia, mucha rabia es lo que siento el día después de que ETA asesinara a una antiguo concejal de Mondragón. Deseos oscuros, asesinos. Instintos primarios que deberían haberse perdido en el tiempo. También votaré a IU contra los asesinos.